;
  • 22 ABR 2024, Actualizado 09:52

Europa manda

El cuadro francés termina por eliminar al único representante de América

Eden Hazard. Foto: W Deportes

Eden Hazard. Foto: W Deportes(Thot)

La Kazan Arena abrió sus puertas para un auténtico choque de trenes entre Bélgica y Brasil, donde el Scratch Du Oro le dijo adiós a la posibilidad del Hexcampeonato del mundo tras caer 2-1 ante los Diablos Rojos.

Aunque el encuentro arrancó cargado en el área de los europeos, tanto Thiago Silva como Fernandinho se perdieron dos oportunidades claras en un par de tiros de esquina, y a los 13 minutos, fue el propio jugador del Manchester City el que metió un autogol, tras el cobro de Kevin De Bruyne.

El error desconcentró a la Canarinha, que aunque intentó igualar el marcador, se quedó desprotegido ante un equipo que durante toda la copa ha demostrado ser letal con espacio abierto. En un nuevo tiro de esquina, Vincent Kompany despejó el peligro y Romelu Lukaku arranco desde tres cuartos de cancha para terminar asistiendo a Kevin De Bruyne, que con un potente disparo marcó el 2-0.

Ya con una losa muy pesada para los dirigidos por Tite, Brasil puso todos sus recursos en el terreno de juego, pero ni Neymar, ni Willian o Philippe Coutinho lograron batir a un Thibaut Courtois que salió en plan grande.

Sería hasta el minuto 76, cuando el recién ingresado Renato Augusto, definió una asistencia exquisita de Coutinho, y alargó la esperanza de los brasileños, que cayeron con la cara al sol, pero producto de dos errores propios.

De esta forma, Bélgica se enfrentará a Francia en lo que muchos consideran una final adelantada, el próximo martes en San Petersburgo.

 

 

 

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen vivo

W Deportes
En vivo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Ciudades

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad